Archivo de la categoría: Historia

Crónica insurgente. 48 horas que conmovieron al mundo. El intento de golpe de Estado en la URSS en 1991

Ignacio DE LLORENS

En agosto de 1991, entre los días 19 y 21, miembros del gobierno de la antigua URSS, pertenecientes a la línea dura del Partido Comunista, protagonizaron un fallido golpe de estado. Depusieron a Mijail Gorbachov como presidente, pero fracasaron al intentar hacerse con el control del país. El episodio no tuvo más consecuencia que acelerar el proceso de descomposición de la Unión Soviética, que culminó el 25 de diciembre del mismo año cuando Gorbachov dimitió como Presidente de la URSS y la bandera roja con la hoz y el martillo fue arriada del Kremlin.

Ignacio de Llorens, que esas mismas fechas se encontraba en Moscú, relató su experiencia en este artículo para Polémica.

3a6b0209a870b804f77c184c6670806f_article

Sigue leyendo

Militarismo y fascismo en la Argentina contemporánea

Ángel J. CAPPELLETTI

El 6 de agosto de 1936, en un momento luminoso de la revolución española, escribía Solidaridad Obrera: «Los militares han sido la pesadilla de la nación». La frase podría servir de epígrafe a una historia del último medio siglo en la Argentina.

«Primero vamos a matar a todos los subversivos, después a sus colaboradores, después a los simpatizantes, después a los indiferentes, y por último a los tibios»

«Primero vamos a matar a todos los subversivos, después a sus colaboradores, después a los simpatizantes, después a los indiferentes, y por último a los tibios»

Sigue leyendo

El socialismo real nunca fue realmente socialismo

Raúl GARCÍA-DURÁN

communist-statueYo me alegré de la caída del bloque soviético. Pese a sus innegables logros económicos y educativos, fue una falsa vía al socialismo, a una sociedad libre, igualitaria y fraterna. Nunca existió socialismo en la URSS, ni el partido bolchevique lo creyó así hasta la llegada al poder del ex seminarista dictador Stalin, precisamente cuando se estaba creando la antitesis del socialismo: el todopoderoso Estado. Se cayó en el error de creer que planificación era igual a socialismo y se consolidó un nuevo modo de explotación, el «colectivismo burocrático» con una nueva clase dominante, la tecnoburocracia, con hegemonía de su fracción política surgida de la burocracia obrera del partido (véase García-Durán 2000 y Castoriadis 1976). Castoriadis (1986) señalará que ya el mismo nombre –URSS– escondía cuatro mentiras: ni Unión (se demostró con el desmembramiento final), ni Repúblicas (la forma de gobierno era una pantomima), ni Socialistas (todo lo contrario), ni Soviéticas (los falsos soviets eran meros instrumentos del Estado). Sigue leyendo

La banda Baader-Meinhof. Alemania: los años oscuros de una democracia

Esther POBLETE

El resurgir contestatario y social de Alemania en los años sesenta del siglo XX provocó pánico en la generación de la II Guerra Mundial, que veía tambalearse la sociedad-ilusión que se había creado. La virulenta reacción del Estado se muestra como un banco de pruebas para el control social de los países occidentales.

Rote Armee Fraktion

Rote Armee Fraktion

La noche del 17 al 18 de octubre de 1977, a las 0,38 horas de la madrugada fue la emisora Deutschlandfunk la primera en dar la noticia que ya había sido confirmada por el Ministerio Federal del Interior: un comando especial había asaltado el avión secuestrado de la Lufthansa, había abatido a tiros a los cuatro terroristas, que pedían la liberación de los presos de la RAF (Fracción del Ejército Rojo también conocido como «banda Baader Meinhof»), y había liberado a los 86 rehenes sanos y salvos. A esa misma hora, en la cárcel de alta seguridad de Stuttgart-Stammheim, donde estaba encarcelado el núcleo duro del grupo Baader-Meinhof había una tranquilidad completa. Los cuatro presos que, por orden del Ministerio del Interior, estaban aislados e incomunicados entre ellos y con el exterior, dormían en sus celdas. Esa noche no sucedió nada que hubiese podido alertar al funcionario que cumplía su turno de noche. Ni él ni nadie oyeron voces, ni ruidos sospechosos, ni disparos. y sin embargo, esa misma noche se realizaron cuatro disparos en el interior de las celdas. Tres de ellos en la de Andreas Baader y uno en la de Jan-Carl Raspe. Mientras, Gudrun Ensslin se ahorcó en su celda e Irmgard Moller se acuchilló a sí misma varias veces en la zona del pecho, pero sin lograr infligirse una herida mortal. De hecho fue la única que sobrevivió. Sigue leyendo

1913-2013: 100 años después del lock-out de Dublín

Alan MACSIMOIN

8227901526_893146f0dd_b

El “Domingo sangriento” en Dublín

El lock-out de 1913 en Dublín es una parte de la historia de la clase obrera, muy importante para todos. Nos orienta sobre hacia dónde nos estamos dirigiendo, nos enseña unas lecciones muy útiles de otras luchas, y el conocimiento del coraje mostrado por hombres y mujeres desconocidos del pasado, nos fortalece para las luchas que nos esperan en el futuro. Sigue leyendo